Mateusz Klich, el obrero del centro del campo

En el mes de julio el Leeds United hacía oficial el fichaje de Mateusz Klich. El centrocampista polaco llegaba a Inglaterra procedente del Twente holandés. Su inicio en el conjunto inglés no fue nada fácil por una lesión en plena pretemporada que le hizo perderse varios encuentros amistosos y no pudo llegar en las mejores condiciones al comienzo de Championship, pero en la Carabao Cup está teniendo muchos minutos y está demostrando que puede ser uno de los futbolistas más importantes durante una temporada que se antoja muy ilusionante.  Su trabajo y su calidad en la medular en el terreno de juego son sus señas de identidad.

La ciudad polaca de Tarnów veía nacer hace 27 años a Mateusz Klich. Sus primeros pasos importantes en el mundo del fútbol comenzaron en el Cracovia. Su premio al trabajo y a la constancia llegaba con la edad de 18 años cuando hizo su debut oficial con el primer equipo. En el mes de noviembre de 2008 disputaba 90 minutos en el partido de la Ekstraklasa contra el GKS Belchatow. En la siguiente campaña, la 2019/10, su presencia en el equipo fue más regular hasta el punto de disputar 21 partidos del campeonato liguero. El 28 de noviembre del 2009 llegaba su primer tanto con la camiseta del Cracovia. En el minuto 72 batía al portero del Piast Gliwice para establecer el tres a uno. En la temporada 2010/11 su crecimiento fue espectacular. Jugó un total de 27 duelos en los que logró marcar cuatro tantos y facilitar ocho asistencia. Su influencia en el juego era vital para el conjunto dirigido por aquel entonces por Yuri Shatalov. Las ofertas al club polaco comenzaban a llegar.

klichcracovia
Klich con la camiseta del Cracovia. | Foto: Cracovia.

El mediocentro Klich decidió hacer las maletas para viajar hasta Alemania para incorporarse al Wolfsburgo. Su experiencia en el fútbol alemán no fue todo lo bien que esperaba y, ante la falta de oportunidades, se marchó hasta Holanda. El próximo destino, en el mercado de invierno del año 2013, del centrocampista iba a ser el Zwolle. En el conjunto de la Eredivisie empezó a encontrarse cómodo impulsado por la confianza del entrenador. Desde su llegada fue uno de los fijos en el once. En ese tramo de campeonato disputó 13 partidos adornados con dos goles y dos asistencias. En la campaña 2013/14, jugó 30 partidos y sus cifras goleadoras y su rendimiento fueron excelentes (cuatro goles y nueve pases de gol). El internacional polaco veía recompensa al trabajo que estaba realizando.

Después de terminar su cesión en el club de Holanda, el Wolfsburgo decidió repescarlo para afrontar el año 2014/15 pero las cosas no iban a cambiar mucho respecto a su primera etapa. Terminó siendo cedido al Kaiserslautern donde tampoco se encontró tan cómodo como en tierras holandesas. En la campaña 2016/17 el polaco decidió regresar a Holanda para fichar por el Twente. Es aquí donde su rendimiento fue excelente. Participó en 29 choques en los que perforó la meta rival en seis ocasiones y dio cuatro asistencias. Tras las buenas sensaciones dejadas por el centrocampista varios clubes europeos se interesaron por sus servicios, uno de ellos el Leeds United.

klich twente
Mateusz Klich disputando un partido con el Twente. | Foto: Getty Images.

El jugador no lo dudó un instante y jugar en Inglaterra era su sueño desde pequeño y no quería dejar pasar la gran oportunidad que le brindaba el club de Elland Road. El Leeds United por una cifra cercana a los 1,7 millones de euros cerraba el traspaso de Klich. Empezaba una nueva etapa para el polaco. Al poco de llegar a Leeds una lesión le tuvo apartado del equipo durante la mayor parte de la pretemporada pero con su trabajo y esfuerzo ha regresado al equipo en plenitud de condiciones para dar lo mejor de su fútbol. Su debut oficial con la camiseta de los whites fue en la Carabao Cup ante el Port Vale donde disputó 58 minutos. En Championship ha jugado 43 minutos repartidos en los duelos ante el Sunderland y el Burton.

En el día de ayer tuvo la oportunidad de jugar todo el choque en una noche inolvidable. El Leeds United eliminaba en la tanda de penaltis al Burnley de la Premier League. El centrocampista Mateusz Klich fue uno de los mejores de los de Christiansen sobre el terreno de juego. El polaco se sintió muy cómodo y aprovechó la oportunidad que le brindaba el entrenador español. No queda la menor duda que este encuentro será el inicio de una temporada que se antoja muy importante para Klich. Solo es el principio de una campaña en la que todos los componentes de la plantilla serán importantes y Klich seguirá disfrutando de minutos para que todos los aficionados del Leeds disfruten de su fútbol. Mateusz Klich, el obrero del centro del campo.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s